sábado, 15 de febrero de 2014

El ingrediente más importante...


Ciertamente el ingrediente más importante en la receta de la vida es la amistad, qué haríamos sin ella? sin las personas que queremos y que nos quieren, que son por lo general las que nos alientan a hacer las cosas, y mejor aún, nos ayudan a descubrir nuestro propósito en este mundo, además de sacar lo mejor de nosotros mismos y en muchas ocasiones lo peor, aunque no lo crean, pero el sacar lo peor a veces es bueno, pues así lo exteriorizamos y no lo dejamos dentro de nuestra alma o nuestro corazón, que es lo que nos carcome la existencia, sólo hay que tener cuidado de no salpicar a nuestro alrededor a quienes más nos quieren... 
Verdad que nos quedaría un guisado muy soso sin este ingrediente tan importante? yo creo que es lo que le da el exquisito sabor a nuestra existencia, a lo que somos y a lo que seremos... 
Y si bien sabemos que no existe ninguna Receta específica para la Vida y que en sí la Vida es una gran Receta... todos la hacemos como creemos que es la mejor forma de prepararla, nadie nos ha dicho qué cantidades o a qué término debe de quedar o si se hornea a fuego lento o vivo, es como cuando les he comentado que la cocina no debe de ser tan rígida, tan calculada ni tan específica en los ingredientes, creo que todos podemos ponerle un poquito de nuestra cosecha, de nuestro juicio, de nuestra intuición a cualquier receta que llega a nuestras manos... no lo creen?? pero eso sí, nunca nos debe de faltar el amor en la preparación, pues finalmente aunque le cocinemos a muchas personas o a uno mismo, es amor lo que estamos dando... es cuidado y atención... este gran ingrediente nunca debe de faltar. 
Mucho se habla de los falsos amigos... realmente no sabemos qué tan falsas pueden ser las personas, pero mejor veamos lo positivo en ello, pues de seguro algo nos dejaron, un aprendizaje, momentos inolvidables, en fin... Siempre, aunque haya falsedad en una "amistad"... hay algo bueno.... 
Así es que gracias a todos los amigos reales y amigos no tan reales que han pasado por mi vida y la vida de quienes me rodean, pues le han dado un sabor exquisito al guisado... a la Receta de la Vida... Gracias!!!