jueves, 20 de marzo de 2014

Frijoles Charros


Qué tal si ya que comienza la Primavera, preparamos una rica carne asada, con todos sus complementos, pues aquí en México es común que se acompañe de un rico Guacamole, Cebollitas asadas, elotes, papas, cebollas blancas envueltas en aluminio con un poco de aceite, sal y pimienta, plátanos machos, todos aprovechando el calor de las brazas acomodados desde temprano en la parrilla para que comiencen a cocinarse, lentamente y cuando esté lista la carne, se acompañe también con estos deliciosos complementos, pero no podemos olvidar los deliciosos Frijoles Charros, que no pueden faltar, ésta es una versión más ligera, pero igualmente deliciosa!!! espero que les guste... 
Ingredientes
1 Kilo de frijoles de la olla con todo y caldo (cocidos con sal, ajo, cebolla, un poco de cominos, muy poquitos, en agua, un chorrito de aceite)
1 Trozo de chorizo 
150 gramos de Tocino picado
100 gramos de Jamón picado
3 Salchichas picadas 
1/2 cebolla picada finamente
3 Tomates picados finamente 
Chile serrano al gusto picado finamente
Cilantro al gusto picado finamente 
Procedimiento: 
Existen diversas formas de preparar los frijoles charros, en realidad puedes dorar todos los ingredientes de uno en uno primero, antes de integrarlos todos, así obtendrás el sabor y la grasa, y la consistencia al final del platillo será un poco más espesa, o bien, puedes simplemente agregar a la olla de los frijoles cocidos todos los ingredientes bien picaditos, a excepción del cilantro, ese será mejor al final para que suelte su fresco sabor, sazonas bien con sal y pimienta, y dejas cocinando, todo perfectamente a fuego bajo y bien tapado hasta que todos los ingredientes se integren, la verdad es que es cuestión de gustos, yo no he encontrado alguna diferencia en el sabor, y de cualquier forma son deliciosos!! hay quienes le agregan trocitos de chicharrón y en algunos casos cerveza, el chicharrón le da un sabor extra, delicioso! creo que es un plus. En esta ocasión los preparé en la olla de lento cocimiento, de ahí que la consistencia sea más liviana, al no evaporar el líquido, pero igualmente están llenos de sabor... simplemente los dejé por espacio de 2 horas a temperatura alta 
Son una verdadera delicia, un platillo muy sencillo, económico y lleno de sabor, podríamos decir que es la Fabada Mexicana, es muy parecida en su esencia, pero aclaro que tiene sus variantes muy marcadas... en fin, espero que se animen a prepararlos, y como ya saben, aquí en México, no puede faltar nunca el chile, que es nuestro gran compañero en casi todos los platillos, y esta receta indudablemente lo debe llevar. Les prometo pronto compartirles la otra versión, para que vean la diferencia.