viernes, 18 de abril de 2014

Paella Estilo Mi Papá

Paella

Tocar el tema de la paella, y aventurarme a compartirles una receta, me resulta muy complicado, pues sé que existen unas recetas que contienen todos los secretos y tips de los más experimentados cocineros, y en este caso les presento una paella que lleva años preparando mi papá, sé que no es la receta original y que existen muchísimas versiones y tipos de paellas, pero ésta en especial, es excelente para mi, tal vez sea porque veo la forma con que es preparada, y también me puedo dar cuenta y palpar la cantidad del ingrediente principal que es utilizado en su elaboración, que qué ingrediente principal? pues nada más y nada menos que el amor que le agrega mi papá y también el que le agrega el ayudante en turno, que en esta ocasión lo fue uno de mis hermanos queridos, pues tengo 3 hermanos y 4 hermanas somos una familia numerosa, todos con sus gustos variados y su forma de ser tan particular, y la verdad es que ver a mi papá cocinando con alguno de mis hermanos es algo que disfruto mucho, y también disfrutamos el resultado de lo que han cocinado, es toda una fiesta ver la forma en que preparan todo, muchas gracias por este rico platillo, que esta vez yo sólo estuve observando de lejecitos, aunque existen algunos detalles que yo hago distinto al cocinar la paella, puedo decirles que el resultado es excepcional... espero que les guste y se animen a prepararla... 
Ingredientes: 
1/2 kilo de camarón crudo y limpio, 
9 muslos de pollo partidos a la mitad
1/2 kilo Costilla de cerdo en trocitos
100 grs de salami
1 charola de almejas congeladas
2 latas de puré de tomate chicas
8 salchichas de pavo partidas en rodajas. 
Ejotes
Brócoli
2 pimientos medianos, 
4 tazas de arroz
1 cápsula de Azafrán o 2 sobres de sazonador para paella
Sal y pimienta al gusto 
Aceite de oliva para freír
De hecho pueden agregar cualquier marisco que les apetezca y también variedad de verduras como los chícharos... 
Procedimiento: 
Se salpimenta el pollo y las costillitas de cerdo, se ponen a dorar en la paellera por separado, se trata de sellarlas, se van acomodando en un platón aparte, cuando tenemos todas las carnes cocinadas, a excepción de los mariscos, pues éstos es mejor agregarlos al final, se devuelven a la paellera y se agrega el puré de tomate, en mi caso yo utilizo tomate rallado, pero mi papá siempre ha utilizado puré de tomate de lata, la verdad es que de cualquier forma queda muy rico, lo que sí les quiero comentar es que la paella no lleva cebolla, creo que al no venir en los ingredientes es claro, pero me ha tocado ver que le agreguen trozos de cebolla al sofrito, no le da mal sabor, pero la verdad es que según sé, no la lleva, pues bien, continuando con la manera de cocinar la paella de mi padre, el siguiente paso lo es que se agregue el arroz, se supone que debe de utilizarse un arroz especial, pero aquí en México, no nos preocupamos por eso y en verdad es que se utiliza el común, he visto que en algunos lugares usan el arroz precocido, se les soy sincera, a mi no me gusta usarlo, pues creo que pierde sabor y consistencia, pero es cuestión de gustos, tal vez si se consiguiera el arroz adecuado otra cosa sería, pues mi padre utiliza el arroz común, y le queda excelente; pues bien, al agregar el arroz, yo le doy una enjuagada previamente solamente bajo el chorro del agua, lo cuelo y lo agrego, es sólo para retirarle un poco de almidón y así no quede pegajoso, habrá quienes no lo hagan, en fin, cuestión de formas y de gustos, recuerden que esta paella no es la tradicional o la original, es la forma en que la prepara mi papá, cuando tenemos el arroz integrado, procedemos a agregar el caldo caliente, de preferencia hay que utilizar caldo de pollo o de pescado, incluso de res, dependiendo el tipo de paella que se va a preparar, y debe de estar caliente, yo calculo el doble de líquido del que se agregó de arroz, es decir, si agregamos  4 tazas de arroz, agregaremos 8 tazas de líquido, agregamos el azafrán o los sobres de saborizante para paella de una marca reconocida que se consigue aquí en México "Carmencita", de hecho es más económica la paella con este mágico sobrecito, pero bien se puede agregar el azafrán en cápsula, yo la verdad es que si cuento en mi alacena con éste, prefiero utilizarlo, pero a veces lo único que tengo son los sobres de Carmencita, así es que son los que utilizo; posteriormente procedemos a acomodar los camarones, almejas, mejillones, ejotes, pimiento morrón cortado en tiritas, en fin, lo decoramos de forma que veamos que se verá bonita, dejamos cocinar tapada a fuego alto los primeros cinco minutos, posteriormente es recomendable bajarle al fuego al mínimo, y dejarla cocinando, sin desatenderla hasta que el líquido se consuma y notemos que el arroz ya está listo, al agregar el caldo es importante que rectifiquemos la sazón, pues más adelante no podremos agregarle sal, sólo hay que considerar que hay varios ingredientes que ya están salados, así es que no abusemos... pues como les decía, sólo resta esperar a que esté lista la paella, vigilándola, en esta ocasión se doró un poco de la base, pero no hubo problema pues contábamos con la presencia de un gran conocedor de la paella, mi tío Enrique, quien es Español, hace algunos años se vino a vivir para acá con mi tía, así es que él disfrutó mucho esa parte de la paella, lo quemadito, pues dice que aquí en México nunca le había tocado que a alguien se le quemara un poquito la paella, y es precisamente algo que le encanta y le recuerda su tierra, y lo disfrutó muchísimo, creo que fue el tercer plato de paella que comió y el que más ha de haber disfrutado, lo quemadito, qué curioso, nunca se me hubiera ocurrido, y la verdad es que lo probé y efectivamente, sabe delicioso... pues bien, espero que esta receta les guste, y eso sí, les quiero comentar que le pueden agregar cuanto tipo de marisco les guste, jaibas, langosta, langostino, almejas de cualquier tipo, trocitos de pescado, en fin, en esta ocasión mi hermano compró un poco de salami y se lo agregó, quedó muy rica, y hasta brócoli, creo que nunca una paella nos ha quedado igual, es decir, en algunas ocasiones le agregamos unos ingredientes y en otras otros, y es deliciosa cada vez que la preparamos... anímense a jugar un poco con estos ingredientes, un día chícharos, otro no, lo que siempre debe de llevar es el pimiento, que no se nos olvide... ese le da un gran sabor, muy característico de la paella... espero la disfruten... 


Dame tu voto en HispaBloggers!