sábado, 28 de marzo de 2015

Cerdo en Salsa Poblana Cremosa

Cerdo en salsa verde cremosa
Un guisado rico y en realidad fácil de preparar, y que además será un deleite para todos. 

El día que lo preparé se terminó todo, y tuve que volver a prepararlo a los pocos días, pues me lo volvían a pedir, será que tenía mucho tiempo que no lo hacía? y tan fácil y rico que es... 

Se puede cocinar con carne de puerco en trozo y cocida con cebolla, ajo, sal y pimienta. Y además, podemos añadirle unas ricas calabacitas en rodajas, eso le dará un delicioso sabor... esta vez no lo hice, pero la base es la misma, espero les guste...

Ingredientes: 
500 gramos de Bistec de Cerdo picado en trocitos pequeños 
1 chile poblano cortado en rajas (si tienes tiempo, puedes asarlo y retirarle la piel, aquí el enlace)
1 Latita de elotitos drenada 
250 gramos de Crema de leche 
Sal y pimienta al gusto 
Calabacitas cortadas en rodajas (opocional y al gusto)
4 Tomatillos verdes cocidos o salsa verde preparada 

Procedimiento: 
Si utilizaremos tomatillo verde entero, hay que ponerlo a cocer en agua, notaremos que cambia ligeramente de un vede vivo a un verde seco, es cuando están listos. 

Preparamos las rajas de chile poblano, puedes utilizar un chile fresco, sólo lo cortas en rajas muy delgadas y lo pones a dorar en un poco de aceite y fuego bajo, hasta que esté suave, si lo haces de esta manera, puede soltar algunos pellejitos de la piel, que a algunas personas no les agrada, pero es la manera mas rápida de cocinarlo, pero si tienes tiempo, puedes utilizar la técnica para asar y pelar chiles poblanos que te presento en este enlace, solo da click en las letras de color y te llevará a el. 

En esta ocasión ya era un poco tarde y no había comenzado la comida, pues me tuve que quedar en el trabajo un poco más de lo normal, así es que en ocasiones hay que tomar algunos atajos, lo bueno de esta receta es que no cambiará el sabor, sólo ese detalle que les comento de los chiles, generalmente tengo en el congelador unos en bolsa de plástico, ya asados, desvenados y limpios, sólo los introduzco al microondas unos 20 segundos para que se descongelen y los utilizo, y así ahorro tiempo, pero en días anteriores los había utilizado, así es que los utilicé de la manera que les menciono, sólo dorándolos en aceite. 

Cuando tengamos las rajas de chile poblano listas y los tomates cocinados, es momento de preparar la salsa y comenzar con el platillo, pero puedes usar también alguna salsa verde de la que dispongas, incluso de lata o una que hayas preparado previamente para otros platillos, o simplemente para acompañar en la mesa. Esta vez yo usé tomatillo fresco y cocido. 

Para preparar la salsa cremosa debemos licuar parte de las rajas que doramos o que cortamos de los chiles asados y limpios, reservando algunas para que queden en el platillo enteras, añadimos los tomatillos, la crema y un poco del agua de cocción de los tomatillos, no mucha, sólo es para aligerar la salsa y que se licúe bien, si no tienes agua de cocción de los tomatillos usa un poco de leche. 

Ponemos entonces a dorar la carne salpimentada en su propia grasa, bien picadita, si usamos bistec, si utilizamos trozo, debe estar cocida previamente, y no es necesario dorarla; añadimos las rajas y las calabacitas picadas en rodajas finas, dejamos cocinar un poco, y añadimos la salsa de poblano,  los elotitos drenados y sazonamos con sal y pimienta y dejamos cocinar hasta que las calabacitas, si es que utilizaste, estén suaves. Rectificamos la sazón y listo!!

Servimos acompañado de un rico arroz, blanco o rojo, unas rodajas de pan tostado, o bien, unas ricas tortillas de harina o de maíz calientitas... 

Les comento que si les queda algo de salsa, pueden hacer burritos (tacos de tortilla de harina de guisado, enrollados y calientitos), o bien, untarla en rodajas de pan, y usarla incluso como un aderezo, es deliciosa!!

Por cierto, si quieren que la salsa les quede picosita, entonces dejen las venas a los chiles, con eso lo lograrán...